Norby Briasco apareció cuando Boca lo necesitaba, luego de casi un año sin jugar

Cuenta el chico de Marcos Paz, Norberto Briasco, que «la pasé mal, estuve mucho tiempo sin jugar por una lesión en el tobillo y una posterior recuperación». La vida da revanchas y el delantero que supo ser figura y capitán en Huracán, vivió su regreso más soñado a las canchas luego de casi un año sin jugar oficialmente en el Xeneixe.

Boca había desembolsado más de 3 millones de dólares en su fichaje, Norby lloró luego de la conferencia de prensa cuando lo presentaron. Era en la época que el DT era Miguel Russo, cuando lo utilizaba de falso 9, puesto que nunca le sentó bien. Después vino el doble match frente a Mineiro y había tenido una actuación destacada, en aquella Libertadores que Boca fue expulsado injustamente por la Conmebol. Fue protagonista en la eliminación a River en Copa Argentina 2021 y luego se fue apagando, incluso cuando Battaglia ya conducía el equipo lo tuvo poco en cuenta. Perdió confianza y desde fines de 2021 que no jugaba.

Hasta fue uno de los apuntados como uno de los «malos refuerzos de Boca» y las en las redes sociales lo castigaron bastante.  Desde el momento en el que Hugo Ibarra lo colocó como titular en las prácticas de la semana, hubo que revisar los antecedentes para recordar cuándo había sido su última presencia en un partido con la camiseta de Boca. Fue en noviembre del año pasado, ante Independiente. Pero tras su gol frente al Sabalero la búsqueda apuntó hacia su último festejo propio. Y ahí, el tiempo transcurrido fue aún mayor: el 25 de agosto del 2021 contra Platense.

Aquel gol frente al Calamar había sido su único gol en el Xeneize en 20 partidos. Este domingo, con el encuentro N°21 llegó su segundo tanto.

La chance de jugar contra River
La falta de alternativas que sufre Ibarra en los extremos, con Exequiel Zeballos y Sebastián Villa lesionados, catapultaría a Briasco para comenzar a sumar minutos con más regularidad, excepto que el Negro decida cambiar el esquema que utilizó en los últimos partidos. Su gol contra el Sabalero inclinó más la balanza en esta chance de meterse entre los 11 que jugarán con River. El armenio quiere jugar y el Xeneize lo necesita…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.