Matan en Mendoza a un joven de Marcos Paz que se radicó en Mendoza para trabajar

Juan Williams (21) recibió una cuchillada fatal en El Bermejo. “Dígale a mi mamá que la amo”. Esas fueron las últimas palabras que Juan Marcelo Williams (21) dijo ayer antes de morir. El joven llegó hasta una casa de El Bermejo, Guaymallén -donde había una fiesta- para pedir ayuda porque momentos antes lo habían apuñalado en el tórax. Según los testigos, la víctima que vivía en Mendoza desde hacía siete meses, alcanzó a señalar a su homicida. A las 2.30 de ayer, los dueños de la casa ubicada sobre Lisandro de la Torre al 400 festejan un cumpleaños cuando un joven -al que no conocían- se acercó a pedirles ayuda. “Lo vimos pasar por la vereda, caminó unos metros y después volvió y nos dijo que lo habían apuñalado”, explicó un vecino…

Mientras algunos de los que festejaban el cumpleaños llamaban al 911 los otros trataban de ayudar al chico, que después fue identificado por la policía como Juan Marcelo Williams, oriundo de Buenos Aires -Marcos Paz-.

Según explicaron los testigos, la víctima alcanzó a decir que su agresor era un hombre -joven también-que vestía una remera blanca y que estaba a pocas cuadras de donde falleció.

“Estaba indignado. Y fui hasta el lugar en el que había sido el ataque. En ese momento alcancé a ver a dos chicos que atravesaban el Centro Cultural Lagunita (está sobre las vías del tren). Uno de ellos vestía una remera blanca y aunque se dio vuelta a mirarme no alcancé a verle la cara. Estaba muy oscuro, sólo había un foco y no pude reconocerlos”, siguió el vecino. La policía llegó minutos después del hecho. Pero la ambulancia tardó más de media hora, según dijeron los testigos.

Mientras era auxiliado, Williams dio números de teléfonos de sus familiares y poco después llegó al lugar un primo de la víctima, un hombre que vive a unas cinco cuadras de donde fue el ataque.

Pero Williams ya agonizaba. Y falleció en la vereda, sentado en una silla y de la mano de una mujer que lo cuidaba.

Peritajes en el lugar

Según determinó la Policía Científica, Williams tenía una herida en el tórax (a la altura de la tetilla izquierda) de varios centímetros de profundidad.

Lo que hasta ahora saben los investigadores es que la víctima estaba junto a unos jóvenes -habrían sido dos- cuando lo apuñalaron. Pero no se ha determinado el motivo del ataque. Aunque se sabe que no fue un robo porque el joven tenía su celular, llaves e incluso plata cuando fue agredido.

Tampoco queda claro la ruta que eligió el chico para huir. Es que caminó en sentido contrario a su casa, que está a unas seis cuadras de donde lo agredieron.

Por el momento no hay detenidos y según explicaron fuentes judiciales tampoco están identificados el o los agresores.

Ayer en la tarde, la policía todavía citaba a vecinos del lugar que pudieran haber visto cómo ocurrió el homicidio.

Vino por trabajo

Williams es oriundo de Buenos Aires pero vivía en Mendoza desde hace siete meses, luego de que un primo que reside en Mendoza lo convenciera de vivir aquí.

Desde ese momento, Williams comenzó a trabajar en una empresa de matafuegos, ubicada sobre Mathus Hoyos al 3100, junto a su vivienda.

Según relataron sus empleadores, el joven era una excelente persona. Ayer llegaron sus padres para poder trasladar el cuerpo a Buenos Aires.

Fuentes policiales dijeron que Williams no tiene antecedentes en nuestra provincia. El caso es investigado en la Oficina Fiscal 9.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *