La segunda Feria del Libro, un éxito local

El viernes 6 de julio quedó inaugurada la 2° Feria del Libro de Marcos Paz. El intendente, Ricardo

Curutchet, encabezó esta inauguración, acompañado por las autoridades educativas, los docentes impulsores del proyecto, y autoridades de las distintas dependencias nacionales y provinciales que se sumaron a la iniciativa.

La jefa distrital de Educación, Mirta Iparraguirre, felicitó a los organizadores (docentes de la Escuela de Educación Técnica N°1 y la Dirección de Educación del Municipio) y destacó el crecimiento de la feria en relación al año pasado.

En esta oportunidad, además de una nutrida carpa destinada a la venta y exposición de libros, también fueron parte de la iniciativa el Bibliomóvil de la Biblioteca del Congreso de la Nación, la carpa educativa del Ministerio de Educación de la Nación, el planetario móvil, la Agencia Nacional de Seguridad Vial con un stand interactivo, el móvil sanitario de la Secretaría de Salud Pública, stands de la Secretaría de Ambiente y de la Dirección de Paleontología del Municipio, la Casa de la Cultura, con la presentación de espectáculos en dos salas, y el estudio móvil de la Radio Pública de Marcos Paz.

Alejandro Santa, coordinador general de la Biblioteca del Congreso de la Nación, presente durante la inauguración del evento, también felicitó a los organizadores por la magnitud de la feria, y agradeció la invitación del intendente Curutchet para que el Bibliomóvil fuera parte de esta feria.

También compartieron la apertura los docentes y alumnos del plan FINES, con la presentación de su creativo “libro sin palabras”, los alumnos del Jardín 909 y de la Escuela de Educación Especial N° 501, que presentaron un tema musical en lenguaje de señas, y la murga de la Escuela de Educación Especial N° 502, con una composición murguera que celebraba “que el pueblo lea”.

Durante la primera jornada, gran cantidad de escuelas y familias visitaron las distintas propuestas, que además de las actividades regulares de cada carpa, incluyeron narraciones orales para distintas edades, espectáculos circenses, presentaciones literarias, la presentación de la obra de teatro “Diversidad cultural” y un espectáculo musical a cargo de alumnos y docentes “sikuris”.

La Feria continuó abierta durante el viernes 6 y sábado 7 entre las 9 y las 18 horas, en el Paseo de los Artesanos (frente a la Casa de la Cultura), con actividades para todas las edades y entrada libre.

Curutchet felicitó a la Comisión y comunidad educativa del Colegio Industrial, agradeció a todo su staff que permitió el crecimiento exponencial de la feria de libro en nuestra ciudad y al personal docente y no docente y a los distintos gremios que se acercaron a visitar estar feria. “Hoy salió el sol, y hay alegría, color y ebullición. Esto indica que por más que seamos una comunidad donde puede haber descensos, también hay acuerdos y consensos y nos ponemos todos juntos a trabajar, para generar un lugar de encuentro y superación. Más allá de la feria y de los libros, a nadie escapa que hoy el hábito de la lectura es un hábito disociado de nuestra comunidad, y yo creo que estas herramientas colaboran con un granito de arena, para que más allá de las nuevas tecnologías que está bien que existan, también es importante que los jóvenes puedan enamorarse de un libro, que tengan el hábito de la lectura, porque nos da pensamiento crítico y eso nos da la libertad de poder seguir creciendo como democracia. Esto es el aporte de muchos actores para generar ese enamoramiento de los libros, que los vean los toquen y que cada uno pueda elegir un libro para leer”, expresó Curutchet, pidiendo un aplauso de todos los presentes para quienes impulsaron esta idea.

Iparraguirre siguió con los agradecimientos a los organizadores de esta feria, que trabajaron para que pueda realizarse pese a las inclemencias del tiempo y dijo que “ojalá todos puedan llevarse la idea de que un pueblo que lee es un pueblo que piensa porque realmente eso es la que lectura genera en nosotros, un crecimiento indefinido, podemos conocer e imaginar muchos mundos a través de la lectura, un mismo libro genera diferentes cuestiones en cada persona”.

Por su parte, la docente Mabel Pellejero, contó que los alumnos adultos que están terminando el secundario también se mostraron muy interesados con la idea de la feria del libro, y en las clases previas a su presentación, “empezaron a pensar que podían presentar como algo novedoso o que llamara la atención y entre las ideas apareció un libro sin palabras, que es un libro de colores y ellos van a explicar cómo funciona”.

Laura, una de las alumnas del plan FINES, presentó el “libro sin palabras”: “Con este libro sin palabras y con colores la idea es que cada uno pueda armar su propia historia y podemos contar con el mismo libro diferentes historias

 

Mariano Plaza

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *