Facundo Arce, el pibe que boxea fuerte y es de Marcos Paz

En el barrio Nuestra Señora de la Paz emergen talentos del deporte, y vaya si no hay motivos para enorgullecerse. Primero, Leonardo “Pity” Ramos (jugador de fútbol que hoy está en Japón); luego apareció el ligerito y rápido delantero que Huracán del Parque de los Patricios alistó el torneo pasado, Norberto “Norby” Briasco; quien casualmente iba al jardín de infantes con el personaje que le presentamos hoy en sociedad: Facundo “Topo” Arce (21 años), 1.69 metros y un elástico pegador con ambas manos de la categoría ligero (límite de 61kg.) de nuestro país.
Hasta hace poco, era boxeador amateur y se las rebusca como profesor de boxeo cerca de su casa. Y si bien está sin trabajo fuera del box, hace el esfuerzo para entrenar 3 veces por semana en Capital Federal y cuando puede, suma una pelea. “Empecé a los 15-16 años de manera recreativa, hice algunas exhibiciones, y a los 18 años debuté como boxeador amateur, y ahora con 21 años ya soy profesional”, cuenta Facundo en una nota exclusiva.
Arce concretó 39 peleas como amateur, y dos como profesional. El mes pasado, en TyC Sports televisaron su debut en el club El Porvenir de Quilmes, frente al local Sergio Quintana, a quien batió por KO a los 40 segundos de haber iniciado el combate, para la sorpresa de todos los presentes y los presentadores del show en la TV. Si bien era una pelea a cuatro rounds, lamó poderosamente la atención la velocidad y la potencia de los golpes de Facundo, para quedarse con la pelea.
Más adelante, en Los Polvorines, Arce perdió por nocaut técnico en el 4 round frente a Jesús Daneff. “No quiero excusas, pero esa pelea la perdí por estar lesionado”. De todos modos, Facundo tiene los pies sobre la tierra y sabe que conseguir peleas cuesta, y como sueño tiene pensado llegar a lo más alto, “saliendo adelante de la pobreza boxeando y algún día ser campeón mundial”.
Mientras tanto, se entrena duro, sale a correr, visita a su familia (tiene dos hermanas y un hermano) y hace una vida activa para mantener ese gran físico que despliega cada vez que se sube a un ring. Particularmente, los presentadores destacaron su altura y la distancia a la que llega con sus largos brazos. Bien lejos, donde se propone llegar en la vida. Mariano Plaza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *