Emocionante despedida al ex director del Hospital

Esa paciencia y sabiduría para resolver los problemas de salud de los más niños, y ese temple para asumir el cargo que rubricó su carrera profesional en el Hospital Municipal (Director), no pudieron contener sus lágrimas al ser aplaudido en forma sostenida; luego de que el doctor Eduardo Roberto Mc Loughlin cumpliera 33 años al servicio de la salud pública en el Hospital Municipal. Se retiró por jubilación el sábado 28 de febrero por la mañana, en un cálido homenaje en la puerta del Hospital, y con la presencia de todos sus seres queridos y funcionarios de la gestión Curutchet.
“No me quiero olvidar de nadie, tuvimos en estos cinco años que llevo como director momentos muy difíciles, que pudimos sobrellevar. Quedan otras cosas por hacer. Sin todo el personal que me ha acompañado, tampoco hubiera sido posible cumplir esa función. El Hospital es un engranaje en que todos hacemos falta, y el que hace girar ese engranaje es el paciente; sin ellos, ninguno de nosotros tenemos sentido. Le agradezco a la Cooperadora, al Centro de Voluntarios y a la Comisión del Festival de la Fiesta del Inmigrante”, subrayó Mc Loughlin, cuando pudo deslizar sus palabras, porque se lo notaba visiblemente emocionado.
Desde el 8 de diciembre de 1975 Mc Loughlin presta funciones en el Hospital, como médico de guardia. ·En esa época hacíamos de todo. Después fui pediatra, entré a la jefatura de medicina preventiva, llegué a ser subdirector en otra época del hospital municipal. Hace cinco años el intendente Ricardo Curutchet y el secretario de Salud Héctor Olivera me ofrecieron ser el director y acepté”, cuenta Mc Loughlin, quien dijo que va “a extrañar el trabajo en el Hospital, ya que más de la mitad de mi vida la tengo aquí adentro”.
Egresado de la Universidad de Buenos Aires, promoción 1975, comenzó su carrera de médico realizando guardias en distintos hospitales y clínicas de la provincia de Buenos Aires, como el Hospital de Marcos Paz, en donde fue contratado como médico pediatra un año más tarde.
Nacido en el barrio porteño de Devoto, es el mayor de cuatro hermanos. Casado con Marta Quittard y padre de tres hijas, se mudó a Marcos Paz en 1978.
Afiliado al Frente Grande, partido en el que milita desde su creación, fue convocado para dirigir el Hospital Municipal por el actual intendente, Ricardo Curutchet, y el secretario de Salud Pública, Héctor Olivera. Ocupó este cargo en forma ininterrumpida desde diciembre del 2003 hasta el 27 de febrero pasado.

Mariano Plaza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.