El hijo de Santos Rizzo recibió una golpiza

El martes 24 de abril, Marcos Esteban Rizzo, hijo del ex candidato a intendente por Marcos Paz, fue víctima de una golpiza por un inspector de tránsito municipal en la puerta de su propia panadería, “Mis amores” en Leandro N. Alem, entre Melgar y Aristóbulo del Valle, alrededor de las 10:30.

Según el relato de su padre, en la vereda de enfrente suelen estacionarse varios vehículos, y ellos a veces deben realizar cargas y descargas de canastos de pan: “Y ese día se acercó mi hijo con la camioneta para cargar un canasto de pan, y en un minuto teníamos una motocicleta de inspección de tránsito municipal pidiendo que nos movamos de ahí, pero le expliqué que estábamos cargando y me dijo que no eran horas de estar ahí y que vaya a estacionar a una cuadra, se bajó de la moto y nos pidió los papeles de la camioneta. Después llegaron tres inspectores más en moto, a uno lo distingo como de apellido Coronel, y fue el que me dijo que me la quería dar de intendente y ordenó que me secuestraran el vehículo, así comenzó una discusión verbal y uno de los que acompañaba a este señor se acercó a la camioneta de mi hijo y le empezó a patear la camioneta y cuando mi hijo se baja este inspector le pega dos piñas y vinieron todos los comerciantes y remiseros, quienes llamaron a la policía pero en ningún momento llegó la policía y ellos  se fueron”. Antes de retirarse, Coronel amenazó a Santos Rizzo con volver y quemar todo su local.

Rizzo espera respuesta ante lo sucedido del Director de Tránsito, del accionar de este subalterno. Contó que luego de la golpiza, Marcos Esteban acudió directamente a la comisaría local, de donde lo mandaron a hacerse un examen precario al hospital municipal y realizaron la denuncia correspondiente, “aunque me dijeron que como no me amenazaron de muerte sino que con quemarme el negocio tenía que hacer una exposición civil”.

Cuando Santos se dirigió al hospital para averiguar lo que pasaba con su hijo, se encontró con una camioneta de inspectores de tránsito y lo siguieron intimando, uno de ellos le dijo: “Vos cuídate”.

“Luego del hospital hicimos la denuncia penal y la exposición civil por la amenaza, que no sé de qué me tengo que cuidar, me siento perseguido por este gobierno porque nadie da respuesta. Al día siguiente me enteró de otro señor que es comerciante y tiene una fábrica de globos, que también tuvo un altercado con esta gente y le quisieron pegar, tienen tanta impunidad que ya no saben qué hacer”, declaró el ex candidato a mandatario.

Hay testigos del hecho, como las empleadas de la panadería, los comerciantes y los remiseros.

“La justicia tiene que resolver esto y este señor Prestín tendrá que dar su informe como corresponde porque es el responsable del área. Igualmente no se acercó a dar la cara y trató a los medios locales como faranduleros. Ni me llamó para preguntarme quienes fueron los que me amenazaron ni por qué motivo, indudablemente se cubren entre ellos”, informó Rizzo.

Por otro lado mencionó que el año pasado se presentó en dos licitaciones del pan “y se las ingeniaron por todos los medios para que no me las dieran, y yo siempre tuve todo en regla”, afirmó el comerciante local, denunciando que no lo dejan trabajar tranquilo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *