Braian será el atleta más joven en Juegos Olímpicos

“La vidriera nuestra está en los Juegos Olímpicos o en el mundial de mi categoría. En los Olímpicos es donde todo el mundo te está viendo. Hay que ser un pequeño asomo entre los grandes para que te vean y luego aparezcan más sponsors, ya que de las becas estatales y de ayuas privadas vivimos. Dedicamos diez horas por día de entrenamiento. Hay que prepararse para tambien para 2013 donde tengo el mundial de mayores en Moscú. Quiero lanzar hasta los 40 años. Pero mi mayor objetivo es pensar en lo más lejos, que es el infinito”, dijo el lanzador de jabalina más trascendente e importante de la historia de nuestro país, Braian Toledo, el chico del barrio Martín Fierro de Marcos Paz.
Ahora, Braian deberá competir en los próximos juegos olímpicos de mayores, dando muchísima ventaja de edad, ya que apenas tiene 18 años, y su máximo potencial lo podría alcanzar recién en 7 u 8 años. A la vez, cree que su carrera se afianzará más en Río 2016, para estar.
Braian Ezequiel Toledo, el chico surgido de Marcos Paz, había dejado su
huella con su paso por menores, arrasando con cuánto récord y título se propuso con el implemento de los 700 gramos. Allí quedaron el oro en los Juegos Olímpicos de la Juventud-Singapur 2010 o la marca mundial, en la frontera de los 90 metros, como hitos.
Ahora está cumpliendo su primera temporada entre los juniors (sub-20), con 18 años recién cumplidos. Sin apremios y, esperemos, sin presiones, aguardando que el mejor tiempo -para los lanzadores- está por venir con su madurez física y técnica. Pero, demostrando una vez más que estamos ante un valor de excepción, Braian se llevó este viernes 28 de octubre la medalla de bronce del lanzamiento de jabalina en los Juegos Panamericanos de Guadalajara. La prueba fue dominada por un consagrado como el cubano Guillermo Martínez quien, a sus 30 años, acumula cuatro finales mundiales consecutivas, incluyendo el subcampeonato en Berlín 2009 y el bronce en Daegu, hace pocas semanas.
Veamos todo lo que significó ese disparo de Braian en 79.53:
– Le dio una medalla de bronce que lo convierte en el más joven medallista del atletismo argentino en todo el historial de los Juegos, desde 1951 hasta hoy.

– Obtiene la marca mínima “B”, que lo habilita a participar en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Se convertiría así en el más joven representante argentino en el atletismo olímpico desde que Carlos Dalurzo (con 19 años) llegara a Munich en 1972, mientras que Irene Fitzner (con 17) también asistió a aquellos Juegos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *